Un poco más lejos


La periodista intentó sin éxito coordinar una entrevista con un emprendedor tecnológico uruguayo. “No puedo esta semana. No voy a estar en Montevideo. Voy a estar en San Francisco dos días. Puede ser la semana que viene”, se excusó el muchacho. A la semana siguiente volvió a comunicarse. El emprendedor se excusó de nuevo. “Mil disculpas, otra vez tengo que ir a San Francisco. También es por dos días. El jueves estoy de vuelta”, le dijo. Una vez concretado el encuentro, la mujer le preguntó cómo le había ido en Punta Colorada, pero el emprendedor no lograba entender la pregunta. “Ah no, no era Punta Colorada, sino San Francisco, cerca de Piriápolis”, rectificó ella. El emprendedor sonrió. “No precisamente ese San Francisco, sino el de Silicon Valley, en California”, precisó.

Standard