Roles invertidos


La periodista estaba cubriendo una concentración de inmigrantes cubanos en la puerta de cancillería. Mientras unos 50 de ellos seguían esperando para entrar, se prendió un cigarro. Con el cigarrillo en la mano, se acercó a conversar con uno de los cubanos para hacerle unas preguntas. El hombre la miró y le dijo: “Vamos a invertir los roles. Yo te voy a entrevistar a ti. ¿Por qué fumas? Eso es malo para tu salud y para tu bolsillo”. La periodista se rió y el hombre siguió con su postura antitabaco, que casi atenta con la entrevista de la periodista. “Tira ese cigarrillo. Hasta que no dejes de fumar no te voy a responder una pregunta más”, le dijo y se alejó sin ser entrevistado.

Standard